[an error occurred while processing this directive]
Nuevo Portal www.murciarock.com
Nuevo Portal www.murciarock.com

   

.

c

o

n

c

i

e

r

t

o

s
CATHY CLARET  

09/07/03

Cathy Claret, una candorosa caperucita con más peligro que Stoitchkov en la sala de trofeos del Bernabéu

ALMA POP, CORAZÓN GITANO

Resulta complicado dar con Cathy Claret. Un día se encuentra en Barcelona y al siguiente en La Camarga, en el sur de su Francia natal. Pero al tercero te dicen que está en algún punto del país vecino, en medio de la nada, acompañada de carromatos gitanos, siguiendo los deseos de su alma nómada. Así que me quedo sin entrevistar a la autora del flamante (Sussurando), uno de los mejores discos de lo que llevamos de año, pero no sin hablarles de Cathy ante su actuación en Cartagena, dentro de la velada 'Fémina Rock' del festival La Mar de Músicas.

Seguramente actuará la primera, así que háganse un favor y lleguen temprano, porque Cathy y todo lo que la rodea es apasionante. ¿Se imaginan a una francesita ye-yé (France Gall, pongamos) rodeada de gitanos y tocando pop minimalista con flamenco arrabalero? ¿Sabían que fue ella quien compuso Bolleré, la canción que hizo famoso a Raimundo Amador? Pues sigan leyendo, porque hay mucho más.

Un colega en esto del periodismo musical que conoce bien a Cathy, no en vano se encargó en persona de su promoción en su primera visita a España allá por 1989, me alecciona acerca de la francesa de alma gitana: "Es muy loca y divertida, pero aunque en los discos da una imagen un tanto angelical, Cathy tiene más peligro que Stoitchkov en la sala de trofeos del Bernabéu", me comenta en privado Darío Vico, compañero en la revista Efe Eme. Al parecer y tras ser entrevista en Radio 3 acabó llamando a un locutor "gitano de temporá" a voz en grito por los pasillos del ente público, para luego estar a punto de ser detenidos tras una bronca con un policía y acabar en el barrio de Usera, en una fiesta de los hermanos Amador. Primer punto de inflexión: los hermanos Amador (Raimundo, Rafael) y Kiko Veneno.

Cathy Claret es tan francesita -de hecho tuvo un gran éxito en su país, me temo que el único realmente masivo, con la lolitesca canción Por qué, por qué (1988)- como reciamente calé. Quizás pueda sorprender esto, pero no debiera ser tan así, si fuésemos conscientes de que en el sur de Francia es muy flamenco y no me refiero estrictamente a las rumbitas comerciales. Allí existe una fuerte conexión con el sur español y allí residen familiares de los Amador, Jose el Francés o Lola Montoya, por citar algunos. El flamenco pues forma parte de la vida de Cathy desde la cuna, prácticamente, por mucho que su melena sea tan rubia como el oro. También el pop francés la marcó ("de música francesa me interesa el ye-yé, Gainsbourg y poco más", afirma), así como la bosanova, como queda bien plasmado en su aún humeante y magnífico (Sussurando), editado por Subterfuge.

BOLLORÉ TE QUITA LAS PENAS
En 1989 ve la luz Cathy Claret, su primer álbum publicado nada menos que por el exquisito sello francés Les Disques du Crépuscule, catálogo cuya distribución en España corría a cargo de Grabaciones Accidentales. No más de 300 copias se despacharon aquí, por más que sea un trabajo encantador, cantado ora en francés, ora en castellano, ora en caló. El disco está coproducido por Cathy y Raimundo Amador, quien ya había participado tocando guitarra en su primer single El color (1987) y que sería quien años más tarde haría tremendamente popular una canción compuesta por ella: un Bolleré que inicialmente se llamaba Bolloré.

A continuación llegaría Soleil y locura (1991), ya sin distribución española y un disco del que Claret no se muestra tan satisfecha. Después el silencio, hasta que hace un par de años el sello barcelonés Zanfonía nos la trajo de regreso con La chica del viento. Pero el sello quebró, así que todo quedó en los limbos del capitalismo. Nadie parecía interesado en rescatar esa joya, que lo es, hasta que Subterfuge la cogió por banda y le grabó este (Sussurando) de sangre y miel.

¿Qué ocurrió en esos largos 10 años sin noticias de Cathy? Pues muchas cosas y todas intensas, como su propia vida. Primero formó Los Fernández-Claret, un surrealista grupo junto a los tíos y primos de los Pata Negra, pionero en mezclar pop minimalista con flamenco rancio y que obtuvo todos los parabienes del gran Gato Pérez, pero al que nunca nadie llamó para tocar; después tocó el bajo en Amor y Salsa, grupo de rumba gitana que pronto cambiaría su enunciado por el de Las Estrellas de Gracia y por último fundó junto al enorme Pascal Comelade la Bel Canto Orchestra, una hoy reivindicada formación tan fascinante entonces que pareció que hacía música de otra galaxia.

La desaparecida Cathy Claret -adorada, cómo no, en Japón- un buen día regresa y entrega este disco. Sólo cabe alegrarse y no preguntar demasiado. Y degustar sus canciones, ya sea enlatadas o en directo. Los suyos son conciertos que ella misma define como "minimalistas", así que no esperen grandes alharacas y sí música personalísima y de excelente calidad. Como si Jeanette se hubiera vuelto flamenca. Y gran compositora.

- Cathy Claret actúa el viernes 11 de julio de 2003 en el Auditorio Parque Torres de Cartagena, dentro la programación del festival La Mar de Músicas y compartiendo cartel con Amparanoia y Carmen París. Será a las 22 horas. Precio: 10 euros.